Nota de los editores: utilizamos este post publicado originalmente por Nuria Parrondo Jiménez en su blog Marketingneando con el consentimiento de la autora. En Comunicación y Nuevos Medios queremos crear un espacio de información y debate sobre un tema que nos apasiona: la Comunicación 2.0. Para ello combinamos posts originales con aquellos cedidos expresamente por sus autores y que creemos que, por su calidad u originalidad, tienen algo que aportar al debate permanente que os proponemos en estas páginas.

-

Son muchos los que todavía no creen en las redes sociales. Muchos los que opinan que sólo son un medio en el que la gente comparte impresiones, fotos. Muchos los que piensan que son sólo un boom con fecha de caducidad, etc. Pero están muy equivocados.

Las redes sociales no son una moda. No son algo pasajero que en breve desaparecerá. Las redes sociales han venido para quedarse y prueba de ello es la apuesta que están ya realizando muchas empresas para tener presencia en ellas y usarlas como vehículo para las relaciones con sus clientes.

Redes Sociales

Según el reciente estudio de NM Incite, el Informe sobre el Estado del Servicio de Atención al Cliente en Redes Sociales, el 47% de los usuarios activos en Social Media demandan un servicio de atención al cliente a través de los canales sociales por lo que, si tienes una empresa, te gustan las redes sociales y, sobre todo, eres visionario para no ser el último en utilizarlas, te damos las pautas adecuadas para que puedas mejorar la relación con tus clientes a través de las redes sociales.

  • El cliente es lo primero

Tanto si es antigüo como nuevo, al cliente hay que darle la importancia que tiene, es decir, toda. Tu empresa es lo que es, gracias a ellos, no lo olvides nunca. Porque venga a través de redes sociales no se merece un trato distinto al que te llama por teléfono.

  • Saber escuchar

Punto esencial y básico ya que, si no escuchas, no entenderás nunca la solicitud o queja de tu cliente y no podrás darle nunca la solución correcta.

  • Sé educado

Trátales con la educación que se merecen. Ten en cuenta que eres el enlace entre ellos y tu empresa y una buena imagen es importantísimo.

  • Empatía

Crea un vínculo con el cliente. Hazle ver que comprendes su problema y que se hará lo posible para solucionarlo.

  • Hacer seguimiento

Hasta que el problema de tu cliente no se haya solucionado, no le abandones. Infórmale periódicamente, hasta que se solucione, de cómo va su consulta y cómo estáis tratando de solucionarla.

  • Sé humilde

Tómate las quejas de los clientes como “críticas constructivas”  de esa forma conseguirás transformar un problema en una oportunidad para estrechar la relación con el cliente.

  • Sé ágil y resolutivo

Tu cliente espera una respuesta, a su problema o solicitud, lo más rápida posible y tienes, mejor dicho, debes dársela.

  • Auto respuestas

Ni que decir tiene que nos olvidamos de ellas.

  • Sé cuidadoso

Ten especial atención a la hora de pedir datos privados a tus clientes. Debes velar por su privacidad.

  • Agradecer

Finalmente, debéis mostrar vuestro agradecimiento por su fidelidad y demostrarle la importacia que el cliente tiene para vuestra empresa.

Para terminar, recordad: un cliente satisfecho es el mejor anuncio para atraer a otros clientes que tu empresa pueda tener. Tu mejor tarjeta de visita.